Las apariciones de la vieja hacienda Ciprés

Las apariciones de la vieja hacienda CiprésLas haciendas, eran enorme ranchos o casas con gran porción de terreno, que pertenecían a personas muy adineradas de México. En este caso, hablamos de una muy especial, se trata de la hacienda Ciprés, un lugar que es conocido por haber sido sitio de múltiples asesinatos, lavado de dinero, venta de sustancias ilegales, entre otras cosas. La misma fue abandonada hace décadas, luego de que se manifestaran allí muchos sucesos para normales. Para las personas que vivían en el lugar, se hizo imposible seguir habitándolo por lo que lo dejaron abandonado y así continua hasta el día de hoy.

El hijo de una de las personas que vivió aquí, relata en una entrevista especial, cómo desde pequeño, el podía ver diferentes tipos de apariciones cuando su padre lo llevaba de visita a ese lugar que era especial para él. Cuenta que veía gente muerta tirada en el suelo de todo el lugar, muertes a disparos. También cuenta que veía gente ensangrentada colgando de los árboles, niños corriendo por el prado llorando sin consuelo e incluso ve a los empleados de la hacienda que vivieron en el lugar años atrás. El empleado de la puerta y el ama de llaves, según cuenta, son los que más hacen notar su presencia.

Este hombre, contó relatos escalofriantes
de sus visiones, las cuales fueron luego respaldadas por investigaciones que mostraron notas de periódicos de la época, o relatos de vecinos de la zona, que todo lo que este hombre veía cuando era apenas un niño, había pasado incluso antes de su nacimiento. En el lugar, también hay enterrados muchos cuerpos de personas que pertenecieron a la adinerada familia de la hacienda el Ciprés y se cree que estas almas vagan en pena por el lugar.

Hasta el momento se han realizado todo tipo de investigaciones en las cuales siempre se confirma que algo extraño ocurre en el sitio. La mayoría de la gente que se presenta en este sitio, es atacada con objetos contundentes por seres sobrenaturales, mientras que otras son ahuyentadas con gritos y llantos terroríficos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *